Lo que en un momento nos parece perfecto, con el paso del tiempo, puede no serlo. Quizá entendamos que no era tan perfecto, y aunque lo hemos perdido, nadie dice que no podamos volver a encontrarlo, o incluso encontrar algo mejor.


Seguidores

sábado, 18 de mayo de 2013

Esos ojos


Esos ojos marrones del color del chocolate. Mi única droga, mi antidepresivo, mi oxigeno. Estoy completamente enganchada a ellos. Los mismos ojos que me hacen descarrilar. Que me miran y me rompen los esquemas. Los mismos que al cerrarse, sus pestañas crean una brisa comparable a la de las tardes de verano cerca del mar. Tengo en la mente grabada mi reflejo en esos ojos, a distancias que deberían estar prohibidas. Porque cuando me miras, tus ojos son tan transparentes que muestran lo que sientes. Son el espejo de tantas emociones. A veces se te inundan y se llenan de lágrimas, otras veces se vuelven pequeñitos y muestran una sonrisa. Esos ojos, son sin duda, lo más maravilloso que he visto en mi vida.